Juan Wilfredo Soto

09/05/2011

http://assets.fundacionfaes.org/Fotos+desarrollo+home/2011/05/murdered.jpg

El disidente cubano Juan Wilfredo Soto, preso político durante doce años, se convirtió este fin de semana en la última víctima del régimen de los hermanos Castro. Amenazado y perseguido por su apoyo a Guillermo Fariñas y su militancia en la Coalición Central Opositora, Juan Wilfredo falleció como consecuencia de los golpes de la policía castrista.

Guillermo Fariñas habló con Juan Wilfredo en el hospital: «Me dijo que el pasado jueves , cuando estaba sentado en el céntrico parque Vidal, fue abordado por dos policías uniformados que le solicitaron la documentación y después de mostrarla le dijeron que "tenía que circular" [...] Soto respondió que él era un hombre libre y por eso podía permanecer allí, y entonces, los policías lo esposaron y lo golpearon y en ese momento él comenzó a gritar consignas antigubernamentales». Juan Wilfredo Soto murió dos días más tarde.

En su intento de amedrentar a los cubanos, el régimen trata de callar a los disidentes por todos los medios. La violencia es habitual, no ya para intentar evitar las manifestaciones en contra del régimen, sino para tratar de que no se una más gente a los movimientos de resistencia. Es necesario que los demócratas y los defensores de la libertad apoyemos a los disidentes cubanos y hagamos lo posible por darles voz y por sacar a la luz los crímenes del Gobierno cubano.

Juan Wilfredo tenía 46 años y dos hijos, a los que FAES quiere enviar sus condolencias, así como a todos los cubanos. Condenamos su asesinato y apoyamos a todos los disidentes que, de forma pacífica, trabajan por los derechos humanos, la libertad y la llegada de la democracia a Cuba.

Fotos: Yoani Sánchez


http://assets.fundacionfaes.org/Fotos+desarrollo+home/2011/05/sonanddaughter.jpg http://assets.fundacionfaes.org/Fotos+desarrollo+home/2011/05/burial.jpg http://assets.fundacionfaes.org/Fotos+desarrollo+home/2011/05/sonofjws.jpg