LA OTRA DESESCALADA

20/04/2020

Sustituir el Parlamento por interminables monólogos en prime time, la rendición de cuentas por los plebiscitos demoscópicos, la realidad de un país sumido en la incertidumbre sustituida por la burbuja de unanimidades fabricada por el CIS. Estado de alarma más allá de sus límites constitucionales, mando único de mediocres resultados, filtrado masivo de redes sociales, insinuaciones censoras, el conjunto institucional convertido en attrezzo presidencial. El número de fallecidos por el coronavirus no “baja”; sigue aumentando día a día aunque en menor número. La brecha entre los anuncios oficiales y la realidad también aumenta. El Gobierno se ha convertido en una máquina desenfrenada de propaganda instalada en los poderes excepcionales. Cuando esperamos la desescalada, si y cuando proceda, hay otra desescalada, la que afecta al Gobierno, que debe empezar incluso antes que la otra. La desescalada que debe hacerle bajar a la realidad democrática y plural de la sociedad española a un Gobierno subido al monte.