¿Nunca más?

Por mucho que se cierren los ojos, los ‘ongi etorris’ humillan a las víctimas y abonan mentes para que en el futuro alguien se sienta tentado de imitar a esos …